miércoles 12 de mayo de 2021 - Edición Nº1686
Cronos Noticias » En Foco » 2 may 2021 09:28

El escenario bonaerense

La marea Covid-19 se llevó puesta toda la agenda política

El otoño nos trajo algo más que frío y hojarasca. Los últimos días de abril también trajeron las peores semanas de contagios y muertes por coronavirus.


  • La marea Covid-19 se llevó puesta toda la agenda política
Por: Ricardo Salas

Las políticas de restricción de la circulación de la población dan resultado, pero hace falta un ajuste de tuercas para intentar bajar la empinada curva de contagios diarios por una pandemia que se expande por todo el territorio bonaerense.

Finalmente, y como se preveía, la marea Covid-19 se llevó puesta toda la agenda política. Hoy casi todo pasa por los grados de restricción y la presencialidad en las escuelas, pero la cuestión epidemiológica transita semanas muy difíciles. Hay pronóstico de colapso del sistema, falta oxígeno, los profesionales de la salud están extenuados, los contagios en una vertiginosa curva ascendente y el número de fallecidos es una preocupación permanente.

Así las cosas, varios ministros del gobernador Axel Kicillof fijaron una posición política que no admite grises. Plantearon “restricciones o medidas contundentes” ante la exorbitante suba de contagios que trajo la segunda ola.  “Para lograr resultados contundentes hay que tomar medidas contundentes”, remarcó a todo o nada el mediático ministro de Seguridad, Sergio Berni.

Mientras busca avanzar con la campaña de vacunación, la Gobernación de calle 6, como en otras oportunidades, sigue apuntando contra ciertos “comportamientos transgresores” de quienes no acatan los protocolos sanitarios, según dicen, “influenciados” por referentes de la oposición y algunos medios de comunicación porteños que siempre se manifestaron en contra de las medidas de emergencia.

Parece difícil que cuando las restricciones no se controlan lleguen a ser efectivas para bajar los casos. Por un lado, se pretende disminuir la circulación de personas al máximo, pero aquellos funcionarios que tienen que controlar miran para otro lado o se hacen los distraídos.

Parece contradictorio que las “restricciones administradas” abarquen encierro domiciliario para muchas personas, mientras otras “exteriorizan” en las calles, muchas veces sin barbijo y sin respetar el distanciamiento social.

Clases

Para una época de pandemia, la Provincia habla de “presencialidad parcial” en escuelas de los 35 municipios del Área Metropolitana de Buenos Aires (temporalmente en formatos mixtos, donde una semana se va a la escuela y otra se complementa de modo virtual) mientras algunos legisladores bonaerenses de Juntos por el Cambio reclaman la vuelta a la presencialidad escolar en sintonía con el reclamo del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta para garantizar la apertura de los colegios.

La pandemia -más que nada, el debate por la presencialidad escolar- en líneas generales logró encolumnar a la dirigencia política detrás de algo estructural y esencial en la Provincia como es la educación pública. Ni siquiera durante aquellos largos años donde los alumnos y la comunidad educativa perdían cientos de días de clases en las aulas por sucesivas huelgas docentes y monótonas negociaciones salariales entre el Gobierno y el sindicalismo sectorial, se había logrado una preocupación política por un ciclo lectivo

De manual: el egocentrismo político frente a un año electoral. Que no se discuta públicamente no quiere decir que, por lo bajo, la política no esté pensando en cuestiones más mundanas como, por ejemplo, las elecciones legislativas.

Mientras el Frente de Todos sigue atajando los penales diarios de la pandemia y la economía, la oposición, sobre todo, ya comenzó las primeras discusiones de cara al futuro con la casi certeza de que las PASO se harán en agosto o en septiembre próximo.

En el caso de darse finalmente las primarias, en Juntos por el Cambio prevén abrir las listas para que haya competencia interna. Un error de 2019 que no quieren volver a repetir. Aquel esquema macrista que se utilizó en elecciones anteriores del espacio para desalentar la disputa doméstica, es resistido por los socios radicales y lilitos.

Hoy el Pro se ha vuelto más terrenal, sus figuras no son las únicas convocantes, y el resto de los partidos puede sacar pecho y plantarse de otra manera. Por caso, en la UCR sueñan con la posibilidad de tener al prestigioso neurocirujano Facundo Manes encabezando las listas, lo que los posicionaría muy bien con relación al resto de los partidos, y los obligaría a jugar su mejor carta: María Eugenia Vidal o Elisa Carrió.

Y luego de las elecciones internas que ganó el oficialismo, pero que fueron muy parejas, todo hace indicar que habrá mezcla de radicales, peronistas, amarillos y lilitos en todos los espacios.

En forma paralela, siempre de acuerdo al pequeño margen para “anuncios de gestión” que permite la pandemia, la Provincia presentó un plan de obras de vialidad para 38 municipios (varios de la Sexta) con una inversión que supera los 3.500 millones de pesos.

Desde el Ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos se indicó que muchas de estas obras ya se encuentran en ejecución y las restantes están prontas a iniciarse, con el objetivo de mejorar significativamente las condiciones de circulación y seguridad vial en ámbito bonaerense.

Días atrás también, pero con una inversión de $ 4.905 millones, la Provincia firmó convenios con Nación para la ejecución de obras de infraestructura destinadas a mejorar el acceso al agua potable y de saneamiento cloacal en casi una docena de municipios Un par pertenecen a nuestra región. 

Como se sabe, uno de los ejes centrales de la gestión Kicillof es avanzar con la obra pública porque oficialmente se entiende que, “es una de las principales formas de resolver los problemas estructurales, además de generar empleo y reactivar la economía”.

“Este año proyectamos una inversión de capital inédita en infraestructura y vivienda que alcanzará los 174.151 millones de pesos para inversiones en obras viales, de infraestructura escolar, viviendas y cloacas, y urbanización de barrios populares a desarrollarse en toda la Provincia”, aseguran a coro los ministros de Hacienda, Pablo López, y de Infraestructura y Servicios Públicos, Agustín Simone.

Por Ricardo Salas

Fuente: lanueva.com

TE PUEDE INTERESAR

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

VIDEOS