martes 26 de enero de 2021 - Edición Nº1580
Cronos Noticias » Municipios » 28 may 2020 13:58

Compleja situación

La Plata: más de 60 jardines maternales piden auxilio estatal para sobrevivir a la pandemia

Propietarias, directoras y coordinadoras de centros infantiles platenses cerrados por la cuarentena exigen ayuda económica al Estado y advierten: “En algunos lugares no pagó ni una sola familia, es decir, facturación 0”.


La situación de los jardines maternales se asemeja a la de otros rubros y profesiones que vieron una caída en la recaudación por tener que cerrar sus puertas ante el Coronavirus. Coordinadoras, directoras y propietarias de La Plata se congregaron frente a Gobernación para pedir ayuda estatal.

Al no estar incluídas dentro del programa de educación obligatoria, estas instituciones no cuentan con un reconocimiento oficial de la Dirección General de Cultura y Educación de la Provincia. Sin embargo, cumplen la tarea esencial de contener y educar a los niños, cuyos padres necesitan reincorporarse al trabajo.

A través de un comunicado, los miembros de los distintos Centros de Atención y Desarrollo Infantil (CADI) expresaron: “Nuestra función no solo es la de satisfacer las necesidades básicas del recién nacido/a y el niño/a, sino que nuestras instituciones, en las que muchos de nuestros niños/as permanecen más de 8 horas diarias, resultan el primer ámbito de sociabilización más allá del núcleo familiar inmediato”.

 “De prolongarse esta situación, la mayoría de nuestras instituciones deberán cerrar sus puertas de manera definitiva, comprometiendo no sólo los puestos de trabajo de cientos de personas, sino que dejando también muy debilitada a futuro la importantísima función social que nuestros espacios cumplen”, detallaron además.

Según indicaron, cada jardín recibe entre 30 y 70 chicos por día y tiene un plantel entre 8 y 18 trabajadores, docentes y no docentes, lo cual complejiza que en este contexto reciban sus sueldos.

 “Para tomar como ejemplo, nosotras necesitamos $300.000 para garantizar sueldos de docentes, personal de limpieza, cargas impositivas y alquilar, y hoy estamos percibiendo menos de $100.000”, dijo la propietaria de un establecimiento Y añadió: “En algunas instituciones no pagó ni una sola familia, es decir, facturaron cero”.

TE PUEDE INTERESAR

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

VIDEOS