miércoles 30 de septiembre de 2020 - Edición Nº1462
Cronos Noticias » Provincia » 18 may 2020 16:44

Reestructuración

Berni aplica cambios en la estructura de la Policía Bonaerense: mayor poder a intendentes del Conurbano

El ministro de Seguridad de la Provincia aplicó grandes cambios en la fuerza policial, en donde los jefes comunales tendrán un rol importante en la definición del plan de seguridad.


El ministro de Seguridad provincial, Sergio Berni, ordenó un profundo cambio en la Policía Bonaerense, brindándole a los intendentes la posibilidad de elegir un mando único, y el desarrollo de su propio plan de seguridad.

De este modo, Berni disolvió las 33 jefaturas departamentales y las 70 jefaturas distritales, que eran los nexos entre las policías locales y la jefatura central.

Para reemplazarlas, ordenó la creación de 58 policías departamentales de seguridad, que funcionarán en los 44 distritos de más de 70 mil habitantes que tenían Policía Local y otros 14 que, a pesar de ser más pequeños, no habían adherido a la Comunal.

La figura del Jefe de Estación de Policía Departamental de Seguridad quedó creada, y cuya jurisdicción territorial se corresponderá con la del municipio.

Las 77 comunas restantes seguirán funcionando con la Policía de Seguridad Comunal, que también recibirá cambios importantes en carácter de importancia.

Así, la reforma apunta a la subordinación de todas las fuerzas policiales al mando unificado de las policías departamentales y de seguridad comunal. Aunque manteniendo sus estructuras orgánicas internas, la Policía Local, el Comando de Patrullas, la Policía de Seguridad Rural y las comisarías de la mujer responderán a una única voz dentro del territorio.

Además, mediante la nueva reglamentación, los intendentes podrán participar de la organización de la fuerza, a través de un  “Convenio de Cooperación para el Fortalecimiento del Sistema Provincial de Seguridad Pública”.

De acuerdo a la repartición de gastos de la fuerza y la distribución geográfica, los jefes comunales podrán proponer al jefe de policía de su distrito, aunque Berni será quien decida finalmente, quien tendrá la última palabra.

Un hombre a elección podrá en este sentido dirigir y controlar a todos los policías que trabajen en el territorio.

Además, según explicitó DIB, los intendentes deberán trazar su propio plan de seguridad y participarán de una Mesa de Coordinación Local, que también estará integrada por representantes policiales y del Ministerio de Seguridad de la Provincia, y que definirá los lineamientos de las políticas de prevención en el distrito.

Se eliminan entonces las jefaturas departamentales, en un intento de quitar intermediarios. A partir de ahora, solo tendrán al jefe de la policía local y al jefe de la Policía Bonaerense en el medio.

TE PUEDE INTERESAR

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

VIDEOS