miércoles 17 de agosto de 2022 - Edición Nº2148
Cronos Noticias » Sociedad » 13 abr 2020 13:48

Novedades y postergaciones

Coronavirus y cuarentena: qué pasó con los rugbiers acusados de asesinar a Fernando

En medio de la emergencia por Coronavirus, los acusados por el crimen del joven de 19 años a la salida de un boliche en Villa Gesell esperan las resoluciones ante el pedido de prisión preventiva, que se definirá este martes en la Sala I de la Cámara de Apelaciones de Dolores.


  • Coronavirus y cuarentena: qué pasó con los rugbiers acusados de asesinar a Fernando

Este martes, en plena pandemia por Coronavirus, la Sala I de la Cámara de Apelaciones de Dolores definirá el destino de los rugbiers acusados por el asesinato de Fernando Báez Sosa en enero de este año. Mientras tanto, los detenidos continúan alojados en la Alcaidía de Melchor Romero y por la pandemia, no se les pudieron realizar las pericias psicológicas.

En el fallo que se dictará en las próximas horas, los jueces Susana Darling Yaltone, Luis Felipe Defelitto y Fernando Sotelo no se expedirán sobre el cambio en las condiciones de detención, pero sí decidirán si, en base a las prisiones preventivas que dictó el juez de garantías David Mancinelli, se ajustan a derecho. Además, los ocho acusados van a expedirse sobre la recusación de la fiscal, que será analizada según la recusación del defensor de los imputados, Hugo Tomei, porque cuestionaron la actuación de la fiscal al inicio de la causa.

Mientras tanto, los imputados Ayton Michael Viollaz, Enzo Comelli, Blas Cinali, Lucas, Luciano y Ciro Pertossi, Máximo Thomsen y Matías Benicelli siguen alojados en el penal de Melchor Romero, con prisión preventiva y alejados del resto de los internos ante posibles ataques.

Por otro lado, Juan Pedro Guarino y Alejo Milanesi fueron beneficiado con la excarcelación hace dos meses, aunque siguen vinculados al proceso de investigación.

La solicitud de prisión domiciliaria constituye un incidente judicial en un expediente aparte, según indicó Infocielo. Las viviendas de los acusados se estudiaron para saber que contaban con las líneas telefónicas para ser vinculadas a dispositivos de monitoreo a distancia, la verificación no implica necesariamente que van a recibir la prisión domiciliaria.

Mientras tanto, los acusados esperan una serie de peritajes psicológicos y psiquiátricos que ordenó la Justicia para saber si cuentan con una estructura cognitiva para respetar un compromiso como la prisión domiciliaria sin intentar escapar, al igual que si entienden la criminalidad de los actos que cometieron al asesinar a Fernando Báez Sosa.  Sin embargo, el asueto judicial que se dispuso en el marco de la pandemia hizo que se postergue la pericia psicológica, y serán postergados hasta que la situación sanitaria se regularice.

TE PUEDE INTERESAR

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

VIDEOS