sábado 26 de septiembre de 2020 - Edición Nº1458
Cronos Noticias » En Foco » 2 ene 2020 11:46

La rosca legislativa

Tras el traspié con la Ley Impositiva, Magario apuesta a tener mayor margen de acción

La falta de acuerdos en el Senado bonaerense fueron claves para la caída del proyecto impositivo de Kicillof, La Vicegobernadora, pese a presidir la Cámara Alta, estuvo atada de manos en las negociaciones.


El fin de año no fue sonriente para el gobernador, Axel Kicillof. El 27 de diciembre, recibió su primer golpazo a su gestión, cuando en el Senado bonaerense se confirmó que el proyecto de Ley Impositiva 2020 no sería tratado, ante la ausencia de quórum.

El texto ingresó por el Senado bonaerense, donde Juntos por el Cambio tiene 26 senadores y mayoría propia, sobre los 20 senadores que tiene el oficialismo del Frente de Todos. Sin dudas Cámara donde el oficialismo tiene el desafío más importante para gestar acuerdos.

Pero nada de eso pasó y los acuerdos no pudieron vieron a luz. Más allá de las negociaciones a alto nivel que mantuvieron Kicillof y María Eugenia Vidal, donde luego irrumpió el intendente de Vicente López, Jorge Macri; los manuales de la política apuntaron a que Magario haga lo suyo en el Senado bonaerense: asegurarle los votos al Gobernador.

En los pasillos de la Cámara Alta, surgen muchas críticas a la falta de estrategia de la Vicegobernadora para lograr los consensos y el quórum en el Senado y sobre todo -a lo que muchos afirman- “falta de praxis peronista”, para quebrar el bloque de Juntos por el Cambio. “Tenemos que apuntar a los radicales y lograr una escisión”, se repite en varios despachos.

Sin embargo, otras voces avisan que el margen de jugada de Magario no fue como el que debería haber sido y estuvo atada de manos sobre las negociaciones de la Ley Impositiva.  

Hay versiones que sostienen que Kicillof eligió a su jefe de Gabinete, Carlos Bianco para negociar en el Senado con Juntos por el Cambio y Magario fue desplazada de las negociaciones. Sobre ese plano, hay fuentes que también observan en la “falta de experiencia” que tiene Bianco sobre el siempre complejo terreno del Senado provincial.

Tras el fracaso en el Senado, Kicillof decidió cambiar la Cámara de ingreso de la Ley y el nuevo texto entrará por Diputados, la cual preside el lomense, Federico Otermín.

TE PUEDE INTERESAR

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

VIDEOS